Entrevista a Daniel Vecino, creador de The Hero Plan
Daniel Vecino y The Hero Plan

Entrevista a Daniel Vecino, creador de The Hero Plan

The Hero Plan es un proyecto que pretende revolucionar el mundo del emprendimiento y las startups para diseñar y probar de manera sistemática la estrategia definitiva, a través de una batalla de héroes contra villanos. Porque lo diferente te hará vencer… Lo memorable, leyenda!

Su creador, Daniel Vecino (@MrVecino) es emprendedor de 4 compañías internacionales, perfil internacional en 22 países, mentor en 12 proyectos multi-sectoriales, speaker y showman en más de 350 eventos internacionales. Actualmente, además de colaborar como consultor y mentor especializado en diversas firmas, se encuentra en pleno lanzamiento de este proyecto que permite diseñar y testar de manera sistemática la estrategia de empresas e individuos, basada en tres claves: Foco, Diferente y Memorable.

Game Marketing ha tenido la oportunidad de hablar con Daniel acerca de este interesante proyecto basado en una potente narrativa.

Game Marketing: ¿The Hero Plan es resultado de la detección de una necesidad en el emprendimiento y en el método Lean Startup, o por el contrario pretende crearla?

Daniel Vecino: The Hero Plan es el resultado de una necesidad global muy real, que afecta a los emprendedores, pero también a profesionales, pequeñas, medianas y grandes empresas.

Y es que, nos guste o no, el mundo no es, ni será, como lo conocíamos hasta ahora. Las reglas han cambiado.

Nos toca vivir una época en la que todos competimos contra todos. Sólo aquellos que sean capaces de aportar una propuesta enfocada, diferente y memorable maximizarán sus posibilidades de éxito. Y más si esa propuesta es ágil, flexible y eficiente.

Luego, si esas son las claves para reducir el fracaso, necesitamos herramientas que estén específicamente pensadas para cumplir tal objetivo. Y me disculparéis pero, en base a mi opinión y experiencia, las que llevamos utilizando los últimos 50 años, no son precisamente las ideales.

Aquellos que se hayan enfrentado a un Plan de Negocio, un Plan de Marketing o un Plan Estratégico saben de lo que hablo. Requieren gran tiempo y dedicación, generan una visión compleja y difusa, y en la mayoría de los casos acaban siendo pesados documentos que quedan obsoletos el mismo día que se finalizan.

Cuidado, que nadie piense que no son útiles y necesarios. Al contrario. Pero no como herramientas de acción, de guerrilla o de primera línea en el campo de batalla.

En ese sentido, las aportaciones del método Lean Startup, Business Model Generation y Customer Development (o Customer Intimacy), son claves. Pero todavía queda muchísimo camino por recorrer. Especialmente en lo que se refiere al diseño de la idea original, y al plan de acción concreto y cohesionado con la que convertirla en realidad.

Y es ese precisamente el hueco que pretende llenar The Hero Plan. Una herramienta ágil con la que sistemáticamente es posible diseñar tu idea, y la estrategia definitiva con la que convertirla en realidad. Una estrategia basada en lo enfocado, diferente y memorable, que además iremos descubriendo a través de un juego de batalla de Héroes contra Villanos.

GM: ¿Por qué The Hero Plan trata sobre una batalla entre héroes y villanos?

DV: Desde el inicio tenía muy claro que The Hero Plan debía facilitar la obtención de nuestra estrategia, nuestro plan de acción de no más de 10 acciones, de un modo ágil, potente y riguroso, pero sobre todo de manera cercana y divertida.

Necesitaba una historia con la que fuera posible explicar conceptos que habitualmente son complejos y tediosos. Una historia reconocible por todos, sencilla e internacional. Y creo firmemente que la clásica aventura de héroes y villanos cumple con creces este propósito.

Desde luego no es algo nuevo. El marketing, la estrategia y las batallas siempre han estado ligados. Pero se trataba de ir un paso más allá, haciendo posible que cada uno de nosotros pudiera vivir la historia, en primera persona, y a través de un juego.

Por otra parte, los valores del Héroe clásico, representan perfectamente a los profesionales, emprendedores y empresas de hoy en día. La lucha constante, tanto interior como exterior. El afán de superación. El sueño de convertirse en leyenda…

GM: ¿Cuales fueron los principales retos del proyecto?

DV: Sin duda me quedaría con cuatro grandes retos.

El primero, tiempo y dedicación. Después de 7 meses desarrollando y validando el concepto, mientras trabajaba en dos proyectos adicionales como emprendedor y en uno como profesional, necesitaba enfocar mis esfuerzos y apostar por esta aventura. Y así lo hice. Me siento feliz por haber tomado esa decisión.

El segundo, la construcción de una historia coherente, completa e internacional. ilustrar conceptos complejos a través de una aventura de Héroes y Villanos. No podía faltar ningún personaje, ninguna acción, ningún elemento de la ecuación. Pero más importante aún era que no se perdiera en ningún momento la sencillez y diversión.

En ese sentido, las últimas fases de validación se han centrado especialmente en simplificar y eliminar pasos y elementos del juego. Creo que el resultado es muy potente.

El tercer gran reto fue encontrar las claves con las que sistematizar lo memorable, reduciendo el arte de permanecer en el recuerdo a cuatro tipos de disparadores, los disparadores emocionales.

Todos hemos oído y experimentado que las emociones y las experiencias impactantes nos ayudan a generar recuerdos. Muy pocos son los que explican el porqué, y prácticamente nadie da las claves de cómo conseguirlo de una manera clara y sencilla.

Mi mente de ingeniero me obligaba a encontrar el origen de ese porqué, y una vez encontrado, construir las armas necesarias para que nuestro Héroe hiciera de su plan, leyenda.

Ha sido una proceso de investigación y documentación duro y complejo, pero a la vez extremadamente interesante y reconfortante. La neurociencia, que no el manoseado y maltratado neuromarketing, es una de mis pasiones, y así ha quedado reflejado en el campo de batalla.

Por último, el cuarto reto, «I eat my own shit». De inicio a fin he querido aplicar The Hero Plan, junto con el resto de métodos y herramientas nombrados, como base de trabajo para la concepción y desarrollo de la herramienta. Era la mejor manera que tenía de demostrarme a mí mismo su validez.

Evidentemente esto plantea ciertos problemas cuando tratas de aplicar un procedimiento que estaba en proceso de nacimiento y desarrollo; pero ha sido sumamente enriquecedor.

GM: ¿Qué es lo más significativo que te han comentado los héroes que han diseñado su estrategia con The Hero Plan?

DV: Mis queridos fighters! Lo que más destacan aquellos que trabajan sus ideas y estrategia con The Hero Plan, es la fuerza de la inclusión de lo Memorable como parte del plan.

Tengo claro que es el elemento más novedoso y disruptivo. Especialmente por haberlo integrado de una manera sencilla pero potente.

Definitivamente nuestros héroes afirman que The Hero Plan marca un antes y un después en la manera en la que te enfrentas a los problemas de tu cliente, en la manera en que analizas sus necesidades, en el modo incluso con el que VES la publicidad y el marketing.

Además si algo hemos podido MEDIR, es el alto grado de afiliación y adicción que genera. Resulta reconfortante comprobar como en pocos minutos, nuestros fighters asumen la historia del Héroe y los Villanos como propia, utilizando desde ese momento el lenguaje «Hero Plan» para referirse a sus clientes, sus partners, sus clientes o su competencia.

Es genial!

GM: ¿Veremos extensiones de The Hero Plan hacia otros ámbitos de la organización?

DV: Espero que no. Si lo hiciera probablemente estaría cometiendo un grave error. No os olvidéis: foco, foco, foco!

The Hero Plan tiene un objetivo muy claro. Añadir extensiones o llevarlo a otros ámbitos, probablemente lo haría más difuso y complejo. Centrémonos en esta batalla. Todavía queda mucho camino por recorrer… Fighting!

 

Ilustración: www.barambambu.com

Fotografía: www.mariavecinophoto.com

deja un comentario

¿Sabías qué? Game Marketing es ahora parte de Aiwin¡Quiero conocer Aiwin!